El coaching es solo una herramienta, no la cura de tu negocio

El coaching como herramienta

Cuando una empresa o profesional independiente recurre a una terapia como el coaching, ya sea para mejorar sistemas de trabajo. O aplicar nuevas técnicas a través de PNL, DBM. Suele ser porque ya tiene un problema.

Y es que como dicen los refranes populares, “solo nos acordamos de Santa Bárbara cuando truena”.

La cosa es que muchos recurren al coaching como una terapia, para curar alguna enfermedad. Y no es así como de verdad funciona, no digo que no sea necesario incorporar el coaching incluso cuando ya hay problemas, pero se debería incorporar antes a la empresa. O como muchas veces también ocurre, mantenerlo después de las primeras sesiones aunque notemos ya la mejoría.

Ocurre en muchos ámbitos y debemos estar preparados para los cambios, todas las personas, ya sean de equipos directivos como de personal de cualquier sector o departamento debería tener claro que la formación continua, el aprender es parte del trabajo.

En una búsqueda continua

Nosotros por ejemplo para poder llegar a nuestros clientes, mejor dicho, potenciales clientes debemos, además de realizar nuestro trabajo como coach, aprender otro tipo de herramientas o tareas que nos ayudan a conseguir estar presentes y conseguir que en estos momentos estés leyendo esto, por ejemplo.

Formarte en otras técnicas o herramientas que ayuden a tu trabajo

Gracias a sitios como el blog de Neil Patel, nosotros hemos conseguido aprender mucho sobre como funciona Internet, como optimizar nuestras campañas de posicionamiento y marketing online, incluso como monetizar el blog de nuestra web. Conseguir unos ingresos extra que nos permiten por ejemplo pagar el mantenimiento del hosting anual y la renovación del dominio.

Pero la cosa no queda ahí, investigar en este tipo de blogs, nos ayuda a estar conectados con la realidad, y eso es muy positivo no solo para quienes utilizamos ya Internet como una herramienta más sino para cualquier profesional o empresa que se precie.

De esta forma estamos al tanto de como funciona la red, como buscan nuestros clientes, y eso nos ayuda a mejorar nuestras comunicaciones. No solo a través de nuestras páginas webs, sino que eso ya nos ayuda también a la hora de crear nuestra cartelería, los folletos publicitarios o incluso las tarjetas de presentación.

Para todos los ámbitos y sectores

Extrapolando todo esto a cualquier empresa o profesional que ofrezca productos o servicios y tenga o no un equipo de trabajo en diferentes departamentos. Nos tenemos que quedar con la idea de que siempre debemos estar pendientes de las novedades, no solo en nuestro sector, sino en todo lo que puede afectar a la comercialización de nuestros productos o servicios.

Por eso, el coaching no se debe tomar como la medicina que nos administran cuando ya estamos enfermos, sino como una herramienta más de trabajo, que nos ayudará a conseguir mejores objetivos de una forma más profesional o conociendo mejor tus propias posibilidades a la hora de atender o enfrentarte a según que situaciones.

Aprender de otros

Con el marketing online y el posicionamiento SEO por ejemplo, puedes aprender como llegar a según que clientes de la forma más económica y fácil para tu empresa a través de Internet.

Con el coaching vas a poder aprender como actuar, en situaciones como, conocer a un nuevo cliente, cerrar una venta, comunicarte con tus compañeros y compañeras de trabajo y con otros departamentos.

Y sobre todo vas a conocerte a ti mismo, a todas esas herramientas y capacidades que en ocasiones no utilizamos, a veces por desconocimiento y otras por no sentirnos seguros. El Coaching te hace consciente de tus propias ventajas e inconvenientes a la hora de realizar según que actividades. Pero dejando claro que todo está en tí.

One thought on “El coaching es solo una herramienta, no la cura de tu negocio

Leave a Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *